Un grito que es de tod@s

Por Roberto Longoni / @Galleta27

I. En días pasados circuló por la red un video donde el periodista deportivo de la cadena ESPN, Odín Ciani, hacía un llamado enérgico a las autoridades para esclarecer y hacer justicia respecto al asesinato de su hermana en Tijuana. Las palabras de Odín están llenas de ira e incomprensión; pero también son un grito de dignidad y de esperanza. 

II. Ante los horrores del fascismo Ernst Bloch proponía la esperanza. Esta, plantea él, no puede ser ilusión que lleve a la pasividad, sino el impulso utópico que nos lleve a actuar en la realidad concreta, comprendiendo que esta realidad es una realidad abierta, incompleta, defectuosa, imposible en tanto siga existiendo tanta miseria y muerte en el mundo. 

III. “En el principio es el grito” dice John Holloway…un grito de tristeza, un grito de horror, un grito de rabia, un grito de rechazo: ¡NO!” Esto es importante pues es el punto de partida de nuestra crítica al mundo y la sociedad injusta en que vivimos. Cuando criticamos, cuando denunciamos, cuando gritamos, cuando exigimos, no lo estamos haciendo porque somos “chairos” sin oficio o porque tenemos envidia del poder de los ricos; cuando criticamos/gritamos lo hacemos porque nuestra experiencia en este mundo de muerte, provocada por la ganancia y el despojo, nos dice que algo está profundamente mal con éste, que algo no anda bien cuando el asesinato, la mentira y la injusticia se vuelven algo cotidiano. 

IV. José Saramago decía que serían los pesimistas los que podrían cambiar al mundo, pues los optimistas están muy bien con el mundo tal cual está. Esto me hace pensar en el cinismo de la clase política de este país, junto con la postura de miles de jóvenes afiliados a la corrupción de los partidos políticos. Quizás todos ellos jamás han tenido la necesidad de gritar contra el mundo, quizás nunca han sentido la rabia que provoca la muerte injusta o quizás tienen demasiado miedo a ser libres, lo cual implica renunciar a la esperanza. 

V. Ernst Bloch termina una de sus últimas obras filosóficas con una frase honda y esperanzadora; con un grito potente:“Aquello que es no puede ser verdad.” … Tanta miseria, tanto dolor, tanta injusticia, tanta muerte, no pueden ser el destino de la humanidad.

Los textos publicados en la sección “Opinión” son responsabilidad del autor/a y no necesariamente reflejan la línea editorial de ManatíMx

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s