Manatí

Presunto líder criminal se codeó con Barbosa y operadores de Morena en 2019

STAFF MANATÍ | @Manatimx

Por la mañana del 1 de octubre, la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) de Puebla anunció la detención de un hombre llamado Juan L., apodado “El Moco”, a quien los servicios de inteligencia ubicaban como uno de los presuntos líderes huachicoleros más importantes en el estado.

Su aparente peligrosidad quedó de manifiesto cuando, al ser trasladado desde Chignahuapan a la sede de la Fiscalía General del Estado (FGE), las autoridades locales y la Guardia Nacional establecieron un perímetro de seguridad que era robusto, con decenas de oficiales parapetados en torno al inmueble.

Y ese mismo día, en su conferencia matutina, el gobernador Miguel Barbosa Huerta hizo una definición precisa de lo que aparentemente realizaba El Moco.

Era, según el mandatario, “el líder más importante de la banda de robo de combustible, narcomenudeo, secuestros, sicariato y cobro de derecho de piso”, pero también un operador político dedicado a “influir en la promoción de aspirantes a candidaturas para el estado de Puebla, en esa zona».

Sus palabras parecen haber quedado materializadas en una fotografía difundida ese mismo jueves 1 de octubre por el portal e-consulta.

FOTO e-consulta

En la fotografía, que de acuerdo con el portal citado corresponde a un mitin de campaña de la elección extraordinaria de 2019, Barbosa Huerta se encuentra sentado y, a su lado izquierdo, con un rostro hierático, El Moco en persona observa hacia la cámara.

Un tercer personaje compone la imagen: Alfredo Ramírez, alias “El Hierba”, quien se desempeñaba como delegado de la Secretaría de Bienestar en Chignahuapan, hasta que el pasado mes de abril fue detenido por portación de arma de fuego. Una hora más tarde, sin embargo, un juez ordenó su liberación.

Cuando se publicó la fotografía, la Dirección General de Comunicación Social del gobierno del estado atribuyó la presencia de Juan L., ese supuesto líder criminal ligado a un amasijo de delitos, a la simple participación de un ciudadano más, como la de los “miles de asistentes” que acudieron a los eventos de campaña del hoy gobernador.

Pero ahora, el director del portal e-consulta, el periodista Rodolfo Ruiz, ha difundido otra serie de fotografías que desvelan que El Moco fue algo más que un asistente ocasional de los mítines de Morena realizados en aquella región.

Según Ruiz, Juan L. era un empresario de bajo perfil ligado a otros operadores de Morena, como como Alejandro “Jano” Márquez Martínez, que fue coordinador regional en la Sierra Norte de Barbosa Huerta durante las elecciones extraordinarias de 2019, además de otro puñado de políticos de la región.

FOTO e-consulta

La detención de “El Moco”

“El Moco” fue detenido en el municipio de Chignahuapan, en posesión de 97 bolsas de una sustancia con las características de metanfetamina, presumiblemente de la droga conocida como “cristal”.

A través de un comunicado, la SSP refirió que Juan L. era uno de los principales objetivos del atlas delictivo del gobierno del estado por ser el principal presunto extractor y distribuidor de combustible robado de los ductos de Pemex en esa zona.

Según la dependencia, este sujeto colaboró con Oscar, alias El Loco Téllez, quien fue detenido el pasado 29 de junio en el estado de Tlaxcala, y que “igualmente es señalado de ser uno de los principales generadores de violencia en la entidad, y quien mudó sus actividades al norte del estado, tras el cerco que la Policía Estatal le impuso en la zona de San Martín Texmelucan”.

Entre los delitos a los que presuntamente está vinculado El Moco, también resalta el asesinato de tres personas en la localidad de Tres Cabezas en Chignahuapan en marzo pasado.

Además, recientemente, estalló uno de los inmuebles que utilizaba como almacén clandestino de combustible robado en el municipio de Aquixtla.

Comenta al respecto

Advertisement