Manatí

Panoramas, la ventana que mira hacia los adentros de Zoé

LUIS CONDE | @Luis_Cond

Mirar hacia nuestros adentros es sumamente complejo. Es el inicio de una confrontación con miedos, anhelos y algunas callosidades incómodas que nos negamos a ver y mostrar en la convivencia con otros. 

De esa confrontación nace Panoramas, el primer y único acercamiento del tipo documental de la banda mexicana Zoé, que según Rodrigo Guardiola –director y baterista de la agrupación–, no se trata de un regalo de Zoé hacia sus fans, sino que es una mirada a lo que sucede dentro de una de las bandas más representativas en México y que busca abrirse paso en Europa y Latinoamérica. 

La idea de este proyecto nació en el año 2012, cuando León Larregui (vocalista) viajó a Francia para grabar su primer material en solitario. Ahí, a través de pequeños videos, se comenzó a documentar la vida al interior de Zoé. 

Sin embargo se trató de un salto al vacío. Ambos realizadores coincidieron en que partieron de un momento muchas veces caótico para las agrupaciones musicales: un vocalista que emprende en solitario y que deja la puerta abierta a la posibilidad de no volver. No fue así. El año 2012 abrió un nuevo capítulo en la historia de la banda, que tras quince años de trabajo ininterrumpido en México, comenzó a hilvanar los acuerdos que llevaron a Zoé a pisar tierras en Europa y Sudamérica. 

Rodrigo Guardiola (izquierda) y Gabriel Cruz (derecha), codirectores del documental Zoé: Panoramas. Fotografía: Luis Conde

Con el paso del tiempo, Panoramas se convirtió en un proyecto personal y paralelo a la música para Rodrigo Guardiola y para Gabriel Cruz, quien ha trabajado muy de cerca con la agrupación y que codirgió el documental. Con el trabajo de este audiovisual, dijeron, ambos conocieron y aplicaron nuevas técnicas narrativas que también se reflejarán en el trabajo futuro del equipo.  

Un libro de múltiples lecturas 

La historia de una banda no puede contarse sin los fanáticos, pero fanáticos hay muchos: los que han seguido a Zoé desde su formación en 1997, los que se unieron a la oleada a mediados de su carrera, o los que hicieron a ciertas canciones de Zoé parte del soundtrack de su vida…

Ese es un tema fundamental en la proyección y apreciación del documental, pues en palabras de Guardiola, hay pasajes que darán detalles sobre la intimidad e Zoé a los fanáticos que a veces y sin darse cuenta, se convierten en casi biógrafos de agrupaciones; otros encontrarán reminiscencias de momentos claves en la trayectoria de la banda.

Nosotros nos vimos como personajes, colectivamente formamos un personaje y nos dimos cuenta de nuestra capacidad para contagiar a la gente, especialmente de lo positivo. 
Definitivamente nos dio mucho aprendizaje”.

Rodrigo Guardiola, baterista de Zoé y codirector del documental Zoé: Panoramas.

Según los directores, cada uno de sus seguidores podrá captar aspectos específicos y concretos de acuerdo con su cercanía a Zoé y con la experiencia que la banda le ha brindado. Es decir, Panoramas no es una producción hecha exclusivamente para fieles seguidores de Zoé. 

“Yo creo que la intensión estuvo dividida en dos: tenía que ser atractivo para fans en en sentido de que hay muchas copas: fans que conocen mucho, mucho, van a entender esas capas. Fans que conocen muy poco van a entender una capa superficial pero es suficiente, y a lo mejor les va a abrir una perspectiva”, sostuvo el baterista.  

La banda frente al espejo 

La realización de Panoramas marcó un antes y un después en la agrupación, no sólo por el reto de afrontar la distancia de su vocalista, sino que situó a cada integrante frente a un espejo que no habían conocido hasta ese momento. 

La salida de Larregui para emprender en solitario definió sólo la primera etapa del documental, pero ayudó a la banda a verse a la distancia y a entender cómo es que eran percibidos desde el exterior, e irónicamente, por ellos mismos. 

Rodrigo Guardiola y Gabriel Cruz, codirectores del documental Zoé: Panoramas, en una conferencia de prensa. Fotografía: Luis Conde

“Lo entendimos más por el lado de la amistad y no por el lado del negocio. Darle un espacio (a León) era una forma de invitarlo. Nunca sabes hasta dónde van a llegar las bandas a nivel amistad; este documental nos permitió ver la banda de lejos. Crecimos con el documental”, dijo Rodrigo Guardiola durante una charla con medios de comunicación en el Teatro de la Ciudad de Puebla. 

“Todos hemos visto el detrás de una banda más a través de películas hollywoodense o de videoclips, y es muy diferente. Es una experiencia mucho más simple y humana lo que sucede en una gira de una banda y creo que Panoramas es lo que retrata. No es una película de tragedia ni de venderte la idea de que estamos llenos de éxitos, logros, metas, estadios llenos, sino que sobresalir a nivel personal y amistoso es lo más importante dentro de una banda y creo que en eso se enfoca Panoramas”, agregó Guardiola.   

Hacia una nueva narrativa 

El documental tocó fibras sensibles para los realizadores y les dio la destreza necesaria para poner los ojos en algo más grande: una nueva narrativa para entender y acompañar a integrantes de la escena musical, no sólo como Zoé, sino a proyectos musicales incluso alejados del rock. 

En la realización de este audiovisual, Guardiola y Cruz hallaron las herramientas para contar historias más allá de la música, el terreno que dominan y en el que han cosechado éxitos dentro de la banda. Con Panoramas, los realizadores encontraron inspiración para hacer no sólo videos musicales documentales, sino una nueva visión sobre cómo utilizar el lenguaje e integrar sus conocimientos y experiencia con la música para lograr una nueva narrativa y llegar a las audiencias contemporáneas. 

Comenta al respecto