Manatí

La modernización del transporte público: una larga deuda con los usuarios

PALOMA FERNÁNDEZ | @PalomaPen
MARIO GALEANA | @MarioGaleana_

Seis meses durará la verificación de la prometida modernización del transporte público en Puebla. El titular de la Secretaría de Movilidad y Transporte (SMT), Guillermo Aréchiga Santamaría, dio a conocer que este proceso terminará hasta agosto, pues el parque vehicular es de 14 mil 345 unidades en todo el estado.

La inspección de las primeras nueve rutas inició este jueves 13 de febrero, pero, de acuerdo con algunos medios de comunicación, el personal de la dependencia no comprobó la funcionalidad del equipo de seguridad instalado en las unidades. La valoración consistió básicamente en una inspección general de las condiciones físicas del transporte.  

TE PUEDE INTERESAR: Así puedes denunciar deficiencias del transporte público en Puebla.

Incluso así, la SMT inició tres procedimientos administrativos de revocación de concesión a unidades de la ruta 46 por exceder el tiempo de antigüedad previsto en la Ley del Transporte, por no contar con póliza de seguro vigente, ni presentar el padrón de choferes de manera trimestral ante la dependencia.

Cada unidad debe contar con un sistema de geolocalización y cámaras de videovigilancia conectadas al Centro de Control, Comando, Comunicaciones y Cómputo (C5).

Una larga historia

El transporte público en Puebla parece tener una larga e histórica lista de deficiencias en seguridad, modernización y atención.

Según datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), el robo a transporte público colectivo en Puebla aumentó un 25.4% entre 2018 y 2019, y la tendencia apunta que son atracos violentos. En el último año, por ejemplo, en 317 robos se empleó algún tipo de violencia.

Esto ha repercutido en la percepción de seguridad.  Según la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (ENSU), en 2019 nueve de cada 10 poblanos se sentían inseguros al abordar una unidad del transporte público, lo que rebasa a la media nacional. La tendencia ha ido a la baja: en 2018, un total de 95.2% de usuarios en el transporte se sentía inseguro.

TE PUEDE INTERESAR:  Lo que tienes que saber del transporte público nocturno en Puebla

Esta percepción contrasta con los datos disponibles sobre robo, pues el año pasado el 27.2% de los hogares tenían a por lo menos un integrante que había sido víctima de robo o asalto en la calle o el transporte público.

En general, tres cuartas partes de los habitantes del estado se sienten insatisfechos con el servicio de transporte público que reciben, de acuerdo con la Encuesta Nacional de Calidad e Impacto Gubernamental (ENCIG) 2018.

En el ranking nacional, Puebla es la séptima entidad del país con el nivel más profundo de insatisfacción sobre este servicio.

El transporte es, a su vez, un tipo de espacio público en el que se acosa a las mujeres de distintas formas. De acuerdo con un informe realizado por ONU Mujeres en 2018, el 43% de las usuarias ha recibido palabras despectivas, el 37.5% ha sido objeto de piropos ofensivos, el 28.3% ha visto a un usuario tocarse los genital, 11.5% han sido perseguidas para un ataque sexual y el 1.9% ha sido abusada sexualmente.

Comenta al respecto