El muro del Centro Histórico que se convirtió en un espacio de protesta

 El muro del Centro Histórico que se convirtió en un espacio de protesta

El muro que acordona la remodelación del zócalo de la ciudad se ha convertido en un lienzo para visibilizar diversas problemáticas.

CARLOS GALEANA | @CarlosGaleanaB

La mañana del 28 de marzo el muro de madera que rodea la remodelación del zócalo de Puebla comenzó a llenarse de frases para exigir justicia por las personas desaparecidas. Nadie imaginó que a partir de ese momento las tablas se convertirían en un lienzo para visibilizar otras problemáticas que se viven en la capital y al interior del estado. 

Días después de que el Colectivo Voz de los Desaparecidos pidiera al Congreso del Estado aprobar la Ley en materia de desaparición y colocara los rostros de algunas de las más de 2 mil personas no localizadas en la entidad, el artista Esteban Fuentes de María utilizó a niños y niñas que venden productos en el centro de la ciudad para realizar un mural. 

De acuerdo con el pintor, la obra, en la que se observan aves volando, corazones, y manos de los menores de edad, debería servir para generar turismo en lo que termina la remodelación del zócalo. 

Las bardas que acordonan la plaza también se han convertido en una tribuna con fines electorales. El 6 de abril, candidatos y candidatas a una diputación federal que integran la alianza «Va por México», realizaron un mitin para clausurar de manera simbólica el proyecto.

Integrantes del PAN, PRI y PRD, señalaron que la obra no es prioritaria y además de estar mal diseñada no cuenta con los permisos ambientales correspondientes.

Minutos más tarde, personal del servicio de limpia del gobierno de la ciudad quitó las calcomanías colocadas por Ana Teresa Aranda, Xitlalic Ceja, Carolina Beauregard y Mario Riestra.

Un día después, el Archivo General Municipal de Puebla colocó lonas con fotografías que retratan parte de la historia del zócalo.

Sin embargo, éstas fueron retiradas durante la noche por personas de la comunidad LGBTTI+ , quienes escribieron con los colores del arcoíris la frase «Estamos Juntrans» para continuar visibilizando a las personas transexuales y transgénero.

Las consignas plasmadas en la madera que bordea las obras del zócalo, que de acuerdo con la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), costará 60 millones de pesos, también son medioambientales.

En apoyo a los pobladores del municipio Juan C. Bonilla —quienes desde el 22 de marzo mantienen un plantón para exigir que la empresa Bonafont deje de explotar los mantos acuíferos de la zona y salga de su territorio— utilizaron una parte de la barda para escribir mensajes como «Agua y Vida», «Fuera Bonafont» y «El agua no se vende, se cuida y se defiende».

Algunas agrupaciones feministas, como REDefine, y la muralista Sofía Altieri, convirtieron en un retablo las estructuras de las obras federales para pintar con colores verdes y morados la frase «Aborto Legal Ya», en el marco del Parlamento Abierto que realiza el congreso estatal sobre la Interrupción Legal del Embarazo (ILE).

Hasta el lunes 12, se tenía detectado que la última intervención al muro fue realizada el 9 de abril por artistas independientes, quienes dibujaron una calavera con signo de pesos que venía acompañada de la consigna «El virus es el sistema».

De acuerdo con el Ayuntamiento de Puebla y la Secretaría de desarrollo Agrario, Territorial y Urbano, se prevé que entre septiembre y octubre de este año la remodelación del zócalo quede concluida.

Artículos relacionados

Leave a Reply